Aquí i ara només lletres...

divendres, 15 de març de 2013

Las mariposas…

La primavera se percibe en el ambiente,  desde lejos…a pesar de que el sol de esta mañana no aplaque el frío invernal que aún se resiste…Pronto comenzaremos a verlas radiantes de color, delicadas, despreocupadas, con ese buen humor que transmiten y esa paz y alegría que te proyectan, como si su aleteo en verdad no provocase el “Caos” ese intrigante hecho natural en el universo…Sí, me fascina la teoría del orden, en su supuesto desorden… :)

Lo cierto es que su sensibilidad las hace únicas, a veces tan confiadas posándose dónde menos te lo esperas, como si fueran hadas diminutas que nos acompañan, sabe quién con qué propósitos, tal vez mágicos…

Su aleteo es como un despertar viral, se va expandiendo por el mundo silenciosamente y provoca a cámara lenta un efecto que nadie hasta hoy ha podido jamás cuantificar, porque es invisible, imperceptible para la sensibilidad de las personas…pero casi por azar, nos regala un resultado inesperado.

Hay algo realmente especial en la naturaleza de las mariposas, hablo en plural, porque ninguna es exactamente igual, aunque posean el mismo color, ¿Será una suerte de destino como la que nos caracteriza a las personas ante un adn único...?

A veces me pregunto… ¿Qué pasaría si todas las mariposas del mundo hicieran su aleteo al mismo tiempo? ¿Tal vez eso provocaría que la primavera, tan esperada, llegase de golpe…? No sé, no lo sé todo…sólo me pregunto…

Me atraen los hechos diminutos, aparentemente sin importancia, que en un momento dado, ¡Zas! Nos regalan esas claves que andábamos buscando, como quién busca una palabra para crear un hashtag y de repente, la encuentra y entonces, esas simples letras provocan el efecto mariposa…

La vida está repleta de pequeños detalles que lo son todo…Aprender a apreciarlos podría ser la semilla de una nueva filosofía para la convivencia.

Hoy, eso es lo que me han enseñado…Las mariposas…